dimecres, 24 d’agost de 2011

Eternitat



Els seus llavis preparen el meu cony. La seva llengua em penetra i em transporta lluny d'aquí. Em deixo anar. Sempre em sento incòmoda quan em mengen el cony, però avui decideixo oblidar-me, deixar que la seva llengua gaudexi del meu orgasme. Potser per això ell hi torna un cop i un altre. Primer la polla, després la seva llengua. I m'ofereix els seus llavis perquè pugui tastar el meu propi sabor.

Obro la porta del cotxe per a que pugui entrar l'aire fresc de la nit. Una nit silenciosa. Sembla que no hi hagués ningú més al món. Només nosaltres dos. Dos desconeguts. Sense passat. Sense futur.

Perduts en una nit eterna.



Sus labios preparan mi coño. Su lengua me penetra, transportándome lejos de aquí. Me dejo llevar. Siempre me siento incómoda cuando me comen el coño, pero hoy decido olvidarme, dejar que su lengua saboree mi orgasmo. Tal vez por eso él regresa una vez tras otra. Primero su polla, después su lengua. Y me ofrece sus labios para que pueda probar mi propio sabor.

Abro la puerta del coche para que pueda entrar el aire fresco de la noche. Una noche silenciosa. Como si no existiera nadie más en el mundo. Sólo nosotros dos. Dos desconocidos cuyo pasado desconocen. Sin futuro.

Perdidos en una noche eterna.

8 comentaris:

Juana la Loca ha dit...

yo le sexo oral lo disfruto muchísimo, casi tanto como la penetración.... o será que me lo hacen muy bien?¿

soydecolores ha dit...

me gusta esa imagen

s

Marlowe ha dit...

Delicioso.

torrevientos ha dit...

Delicioso y excitante. Conmigo siempre aciertas

Nuda Veritas ha dit...

De lo único que deberíamos preocuparnos es del presente.

Besotes.

Nuda

Princesa ha dit...

Bueno, algo ya os conocéis...
Besos niña.

marieta ha dit...

Buf, pequeña, qué benditos recuerdos!!! Por cierto, a mí también me incomoda el sexo oral porque temo no estar a la altura en olor y sabor...

Amparo Font ha dit...

No es por armar polémica pero me ha sorprendido en vosotras, Marieta y Six, eso de que "os sentís incómodas cuando os comen el coño". Sorprendente...
Un beso y más lengüetazos :-)